LA CONFITERÍA DE COSSI

LA CRECIENTE DESIGUALDAD


El creciente retroceso de mentalidad que estamos acusando últimamente, no es más que el reflejo de luna sociedad en decadencia, que ha vuelto a perder la más mínima conciencia del significado de respeto e igualdad. Una sociedad actual llena de valores obsoletos, casposos y retrógrados que no siente la más mínima empatía por nada. Esta sociedad basada en los pilares del capitalismo y del consumismo, donde todo puede estar al alcance de la mano, incluso una persona si lo desea, sin atenerse a las consecuencias de la ética o la moral. 

La pérdida de ideales y de identidad es la nueva corriente. donde esta especie de  sociopatía colectiva, sobre todo masculina, está rozando los límites del civismo de  manera insospechada, coartando las libertades de todo aquel que ose cruzarse  en la consecución de sus intereses.

Este auge del nuevo neo-machismo, arraigado en los más jóvenes y afianzado en el resto, no sólo manifiesta que algo está fallando, sino  que confirma que las cosas no se están haciendo bien. Sistema educativo, acervo comunitario y valores familiares no son suficiente para paliar esta nueva oleada de generaciones ignorantes capaces de vulnerar derechos y pisotear dignidades.

Es significativo cuando el dirigente de un país, evita abordar el tema de  la brecha salarial entre hombres y mujeres, cuando tu ídolo deportivo de veintipocos años es acusado de violación y de maltrato a su pareja o cuando ese actor de cara angelical llevaba abusando de jóvenes actrices más de seis años. Estos pseudo-líderes o referencias, son desgraciadamente los que marcan el camino de las nuevas generaciones, son los modelos a imitar en las nuevas olas y a la vez, la sentencia de su personalidad.

Por eso, hoy es un día para reivindicar y dejar patente que los modelos a referenciar tienen que cambiar,  ya no son los empresarios  corruptos que hacen fortuna sin escrúpulos y despiden a una trabajadora embarazada, sino la trabajadora embarazada, puesto que es compañera, la igualdad nos ampara y no se pueden vulnerar los derechos, ya  no es el  ídolo deportivo que maltrata a su pareja, sino la pareja anónima puesto que es compañera, la igualdad nos ampara y no se pueden vulnerar los derechos.

Hoy puede ser el detonante de despertar mentes, hoy puede marcar un antes  y un después, que la sociedad sea capaz de desaprender lo malo adquirido para grabarse a fuego los nuevos pilares que cimentarán el futuro, RESPETO E IGUALDAD.


#MeToo

#EsMachismoCuando

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: